miércoles, 30 de julio de 2014

¿Te atreverías a hacer esta pregunta a tu jefe?

En mi segundo trabajo como ingeniero, y en mi segundo año en esta compañía de consultoría informática, me atreví a hacer una pregunta, que quizá no todos nos atreveríamos, o que no necesariamente es seguro hacerla según sea el momento.

Como la mayoría de los empleados, cuando somos parte de una organización los primeros 3 meses son para entender el producto, los siguientes 6 meses para entender la empresa, y entonces es cuando empiezas a producir. Es obvio que según el momento y mientras más experiencia se tenga estos tiempos se pueden acortar, o se puede hacer un aporte anterior.

Una tarde hace casi 20 años, cuando pensaba que era el último en marcharse de la empresa, se pasó el director general y conversamos por al menos una hora. Una hora que yo no puedo olvidar porque fue una de las mayores lecciones de mi vida.

Ya que estaba en mi segundo año de trabajo en esta empresa, ya tenía una buena perspectiva de mi trabajo y mi aporte en números a la organización. Los cálculos que yo hacía con la información que tenía no me cuadraban.

Me había especializado en un sistema operativo llamado Clix, estaba basado en Unix y se ejecutaba en procesadores Clipper, ya que era una plataforma propietaria había muy pocos profesionales certificados y con conocimiento. Por esta razón los proyectos en los que trabajaba eran muy específicos.

Le pregunté al director, si yo era rentable. Así de fácil y directo. Cobraba muy bien, me formaba y me actualizaba a un coste bastante elevado, las dietas y las prestaciones que tenía en esta posición eran de envidiar (aun hoy), y como si fuera poco me daban un bono a final de año que era el equivalente a una paga extra. ¿Cómo no preguntarlo?

Quizá alguien diría que estas cosas no hay que decirlas, en mi defensa diré que era joven, y curioso por supuesto. La respuesta a la pregunta, para mí fue una lección de vida.

Esta fue su respuesta, y estas sus razones:

La empresa no es una persona ni un proyecto, es el colectivo. La rentabilidad no se puede medir con una sola persona, porque aunque alguien sienta que trabaja solo alguien más abrió la puerta, alguien respondió al teléfono y alguien más se aseguró de que los sistemas funcionen. Tus proyectos son del tipo de proyectos que los comerciales cuentan cuando hacen una venta o cuando quieren dar un ejemplo de por qué somos diferentes, son los proyectos que ponemos en los catálogos. Tus capacidades ayudan a realzar las capacidades de los demás. La empresa se mantiene con proyectos que necesitan ser rentables, pero estos proyectos que en apariencia no son rentables son los que permiten que podamos vender todo el catálogo.

De esta conversación han pasado casi dos décadas, y he trabajado en al menos cuatro empresas más. Hoy seguramente añadiría o asociaría la palabra innovación. Yo he seguido estas guías cada vez que he podido. Los productos que son “commodity” que no son exclusivos, y que no tienen un elemento diferenciador acaban muriendo, el producto y lo que esté a su alrededor.

Esta lección aplica al departamento de TI, aplica a la empresa, y creo personalmente que aplica al profesional que hay en ti.

lunes, 28 de julio de 2014

Personas, Personas, Personas: Google vs. Tradición

El pasado viernes 11 de Julio tuve el honor de liderar el debate de cierre del curso de verano de itSMF España, que se celebró en la Escuela de Informática de la Universidad Complutense de Madrid. El título elegido por la organización fue “Google vs Tradición, ¿qué modelo adoptar en la organización de Servicios TI?”.

En la mesa profesionales con un gran conocimiento y de un gran valor, la mesa empezó una hora tarde pero creo que rescatamos los mensajes que buscábamos.

¿Es el estilo tradicional malo? ¿El estilo agresivo relax de Google es la solución? Yo me también me pregunto si encaja para todos. Quizá la respuesta es sí, pero quiero ir un nivel diferente: ¿Es válido para todos los humanos? Hay personas a las que no le puedes sacar una sonrisa, y hay personas que se estresan muchísimo cuando intentas que haga algo en grupo o en público.

Las mejores directoras de proyecto que he conocido son 3, son mujeres, y tienen un enfoque en resultados tal que no les da tiempo de ir haciendo amigos o de participar en momentos de relax colectivo en horas de trabajo.

Me gustó muchísimo el curso de verano. La frase Personas, Personas, Personas fue un acierto. Aquí os dejo el video del debate, yo creo que merece la pena.

Personas, Personas, Personas

Participaron en la mesa: José Luis Correa, Fernando Utrilla, Manuel Caño y Teresa Nafría.

jueves, 24 de julio de 2014

No es fácil abandonar iPhone aunque Samsung lo explique tan bien

Samsung le recuerda a los usuarios de Apple que la tecnología que esperan ya tiene 2 años de estar en el mercado

Samsung ha sido muy directo con un video que (nos) recuerda a los usuarios de Apple que la tecnología que esperan con el iPhone 6 ya tiene dos años de antigüedad. El video está muy logrado y son solo 30 segundos.

Mi comentario hoy no es por lo genial y creativo del video sino para echar un vistazo al pasado y la evolución.

Los primeros teléfonos móviles no eran exactamente portátiles, les solíamos llamar arrastrables. De hecho muy a los inicios tenían una batería separada más grande que el mismo teléfono. En su evolución fueron haciéndolos cada vez más pequeños.

Mi último móvil antes de cambiar a un smartphone era tan pequeño que me cabía en el bolsillo del pantalón junto con las llaves y las monedas. Era muy parecido al de la imagen de la derecha.

De hecho quizá este último fue el mejor teléfono que usé, porque hacer una llamada era muy fácil. Mi primer smarthphone serio fue una blackberry, que probablemente ya no la recuerdes.

Así llego a mi reflexión. En el video Samsung hace una “burla inteligente” porque los usuarios de Apple están esperando que hagan el teléfono con pantalla más grande, esa es la ruta, ahora vamos a ampliar los teléfonos una vez más cambia la tendencia.

Un comentario final. Yo tengo un iPhone, y cambiarme es muy caro por la inversión que ya he hecho. He comprado música, películas, libros y aplicaciones. El cambio es como cuando se hacía un cambio de plataforma informática, para mí es carísimo.

domingo, 20 de julio de 2014

La tecnología 45 años después del alunizaje del Apollo 11

El 20 de Julio de 1969, Neil Armstrong capitán de la Misión Apollo 11 entró en el módulo lunar junto con el piloto Edwin Aldrin, para iniciar las maniobras para la aproximación a la órbita de la Luna y posterior alunizaje. Casi 3 horas después de iniciadas las maniobras, y 102 horas después del lanzamiento el módulo lunar llamado Águila (Eagle) se posó en la superficie lunar, en el llamado Mar de la Tranquilidad.

Hoy hace 45 años el hombre no solo consiguió alunizar, sino que también regresar a Tierra. Todo esto con el apoyo de un computador de 64Kb de capacidad, pero suficiente para interactuar con otro en tierra fabricado por IBM, modelo 360 diseñado en la base de la NASA en Huntsville, Alabama, y que involucró a más de 3.500 ingenieros.

Mi colega Sharon Gaudin lo retrata perfectamente al decir que “La tecnología de las misiones Apollo cambiaron la historia” y sirvió para inspirar su posterior desarrollo, y que los líderes del mundo no dudaran de que la tecnología sería el valor diferencial.

La especie dominante

Sabemos que pertenecemos al reino animal y que somos la especie dominante. Hace una semana aprendí que los humanos tenemos el lenguaje para comunicarnos y esto es algo que no tiene ninguna otra especie en el planeta.

Las diferencias principales están en el sistema cognitivo en cuatro grupos: habilidad para combinar conocimientos para crear, aplicar los conocimientos a problemas, usar los sentidos para crear y entender, y establecer un pensamiento con la información recolectada.

Yo no puedo añadir mucho más a lo que ya han dicho los científicos que han dedicado sus vidas a entender a las especies que habitan el planeta Tierra. Sin embargo pienso por un momento en un extraterrestre que aterriza en nuestro país por primera vez, echa un vistazo y en su informe dice:

“La especie dominante ha desarrollado tecnología que hoy le permite no tener límites ni plantearse barreras”.

miércoles, 16 de julio de 2014

el caso Gobex es asunto de corrupción no de burbuja tecnológica

Un asunto que nos mantiene preocupados en el sector tecnología estos días es el caso Gobex. Esta empresa llena la prensa e incluso ha sido titular un par de días seguidos.

Gowex se vendió muy bien como empresa que oferta servicios WiFi móviles, y no estaríamos hablando de esto sino fuera porque saltó a cotizar en el mercado alternativo bursátil, y según afirman casi desde su fundación ha falseado los informes financieros, y cada año lo mantuvo como práctica habitual.

Lo que ha hecho el fundador de la firma es un delito. Esto podría haberlo hecho con una fábrica de zapatos o con una cadena de restaurantes. No es más fácil ni más difícil por el hecho de ser una empresa tecnológica.

Este hecho lo que revela es que las medidas de control fallaron, la auditoría también era falsa y los controles de mercado no lo detectaron.

Entender la Tecnología

Mi única queja, si se puede hacer dicha referencia, es que una vez más queda en evidencia la necesidad de que directivos, auditores, abogados y cualquier profesional con un nivel de responsabilidad aprenda un poco de tecnología. No digo que aprenda a programar, pero por favor que no ignore la tecnología.

Si hubiese sido la fábrica de zapatos está claro que auditores y controladores habrían hecho números rápidos con las cajas, los almacenes, los camiones de distribución y quizá incluso con la población que usa dichos zapatos. Si fuera la cadena de restaurantes contarían las mesas y las sillas para empezar. En el caso de la tecnología es muy similar, no todo es ficticio, hay abonados, hay equipos, hay clientes… lo malo, es que también hay ignorancia en la dirección y el mercado.

martes, 8 de julio de 2014

Si te pide tu email no es gratis

tweet-el periodicoLeo este Twitter, y doy clic en el link del artículo, solo es posible leer el primer párrafo ya que para continuar debes tener una cuenta, ahora entiendo el hashtag “premium” que en otras condiciones no representa “de pago” o “por suscripción”. En mi opinión todo legítimo.

Llegado al artículo está la invitación a suscribirse, y si das tu email tienes un mes “gratis”.

Lo siento pero eso no es gratis. ¿Cuál es la diferencia a escribir que si pagas 10 euros te doy un mes gratis?

¿Es gratis Facebook? NO. El hecho de que no se pague directamente con dinero no significa que sea gratis, tiene un coste basado en los datos que le damos, en la publicidad que consumimos, en las referencias, y finalmente en las compras que hacemos.

Todo legítimo. Pero no le llames gratis. No creas tampoco que tus datos son gratis, no lo son. Tienen un valor y te motivo a que pienses en ese valor cada vez que hagas uso de esta moneda de cambio.

lunes, 7 de julio de 2014

En 2002 había 102.203 estudiantes de informática en España, en 2012 se matricularon solo 60.434

Por supuesto que me preocupa.

  • El sector de mayor crecimiento es el de la tecnología
  • En informática el desempleo es prácticamente cero
  • En España con un desempleo superior al 25% y seguimos trayendo extranjeros para cubrir las vacantes en tecnología
  • Los portales de empleo dicen que encontrar especialistas en SAP, SAM, ITIL, Proyectos TI y algunos otros campos es una tarea casi imposible
  • Más del 90% de los proyectos de una empresa están basados en la tecnología

¿Entonces cómo lo explicamos? ¿Tenemos algún genoma desviado? ¿De qué vamos a vivir en 2020, del jamón y las aceitunas? ¿Cómo vamos a ayudar a los pocos emprendedores tecnológicos a vender sus productos marca Spain?

Según el Instituto Nacional de Estadísticas, cuando comparas el número de estudiantes de informática en 2002 y el número de estudiantes 10 años después, hemos caído en más de un 40%, cuando lo normal sería subir. Tal como apunta Javier Garzas, en 2013 las matrículas volvieron a bajar.

Algo tenemos que hacer seguro. Tenemos que vender mucho mejor la profesión.

domingo, 6 de julio de 2014

Relevancia y Privacidad de los datos – un año después de Snowden

Me encontré con artículo escrito por Danny Yadron en la edición digital del Wall Street Journal, donde comenta que después de un año de que Edward Snowden filtrara información confidencial al mundo entero, las grandes empresas y los gobiernos han cambiado a una visión de mayor transparencia respecto de los datos que recogen de los mortales.

Estoy de acuerdo, y además me gustaría subir un nivel más. Los datos son cada vez más públicos y menos relevantes. Me explico, qué relevancia tiene hoy (6 de julio de 2014) saber que se está celebrando el Mundial de Fútbol en Brasil, todo el mundo lo sabe.

Excepto si trabajas para la CIA o para una agencia de inteligencia, o en el proyecto que convertirá piedras en oro, la mayoría de los datos (que no información) es poco relevante si se sabe mantener así.

Por ejemplo, un listado de todos mis clientes con nombres y apellidos puede que sea interesante para mi competidor, pero si lo piensas, solo con ese dato tendría que ir quizá a una red como LinkedIn para saber con qué empresa asociar a cada persona. Y ahora que lo has asociado ¿qué?. Lo más curioso es que quizá la misma empresa lo publique en su web, y diga quién es su cliente.

security camera

Saber que la empresa A vende a la empresa B es poco relevante, salvo que alguna esté cometiendo un delito, pero en regla general poco. Lo realmente relevante es saber el momento, la oferta y el precio, eso sí podría ser información relevante; pero es relevante por un periodo limitado de tiempo.

No quiero minimizar. El viernes con un amigo en Starbucks cuando pagué con tarjeta me recomendaron firmar mejor con mi dedo que con el boli, y por supuesto el dispositivo “podría tener” la capacidad de registrar mi huella, cómo hago los trazos de mi firma, y ya que estamos almacenar mi firma digital. Lo ves, una acción cotidiana resulta mucho más relevante que una lista suelta.

Y este es mi punto. Qué os parece si intentamos convertir los datos que tenemos en irrelevantes, tanto como sea posible. Lo único relevante serán las relaciones las cuales también por sí mismas no son nada.

jueves, 3 de julio de 2014

Google y Microsoft ya ofertan 1TB por usuario en sus servicios Cloud

one drive a 1TB

En tiempos de Big Data la apuesta de Microsoft me parece atrevida y acertada a la vez, aunque por lo visto es reacción a la oferta de Google.

Me encontré con este mensaje al configurar mi nueva cuenta de One Drive, 1TB para la cuenta de tipo negocio (la de pago). Sigue existiendo una cuenta gratis de 7GB, pero es que el salto es enorme, 1TB es mucho disco.

Microsoft o Google para los servicios Cloud. En otro post revisaré las características, hoy lo que me llama la atención es la oferta de disco. Hace unos meses ayudé a un amigo a hacer cuentas del precio de disco en la nube y hoy ese cálculo me parece irrelevante.

oferta one drive
oferta google drive

La comparativa de precio no es exactamente manzanas con manzanas ya que en el caso de Google no vende Drive por separado (eso, o no he encontrado la opción).

Mi único punto es el Tera, eso es mucho disco y aun cuando me dedico a los temas de informática, que ya estemos viendo estas ofertas es algo que me sorprende y anima, qué gran momento para la tecnología.

miércoles, 2 de julio de 2014

ITIL protagoniza las conversaciones en itSMF Internacional

Los días 21 y 22 de junio se llevó a cabo el llamado CLC de itSMF Internacional, es la reunión de líderes de itSMF mundial. Esta año conseguimos que se realizara en Madrid, quizá puedo decir que mi primer acción desde que asumí el rol Internacional en itSMF España.

itSMF International

Este año ITIL se robó el show, la mayoría de las conversaciones fueron en torno a esta biblioteca, pues desde que AXELOS tomó el control estamos más llenos de preguntas que de respuestas respecto del futuro del producto. ITIL es a fin de cuentas el principal motor de ITSM, ni ISO 20000 ni COBIT le hacen sombra, aún.

Por cierto que la foto en la Puerta de Alcalá no tiene precio.

martes, 1 de julio de 2014

5 formas para fracasar estrepitosamente en un proyecto

Con mucha, mucha ilusión empiezo a configurar un nuevo proyecto. Este será mi proyecto, el producto será casi mío. Como en cualquier proyecto podría fracasar, pero en este caso el fracaso me costaría muchísimo, en dinero y en vida. Dicho esto, tengo que asegurarme al máximo el éxito del proyecto y que entregue los beneficios que espero, y tengo que mantenerlo muy en control, cualquier desviación me pude poner en problemas en los próximos meses.

He repasado lo que sé de proyectos, y por supuesto voy a aplicar mi método de gestión favorito: PRINCE2. Estoy en la fase de pre-proyecto y con mucho, mucho cuidado reviso que no me falte nada. Aún así, creo que es normal sentir respeto por el proyecto que estoy a punto de configurar, y en el que pretendo invertir. Voy a añadir unos principios adicionales, con el único objetivo de no caer en ellos.

5 formas para fracasar estrepitosamente en un proyecto

  1. Engáñate a ti mismo: creo que además de ser la primera de todas es la más común, y en la que más fácil puedo caer, engañarme. Los proyectos por lo general ilusionan, más allá de las ganas que tengas de hacerlos realidad, hay que pensar que no es cuestión de soplar y pedir un deseo, hay que trabajarlos de verdad, hay que convertirlos en realidades.

    Mentirnos sería muy fácil, escribir una línea y decir que eso se consigue (por que sí), cómo no se va a poder hacer, aunque seamos los primeros en intentarlo y aunque sea algo que no hemos hecho nunca. ¿Cómo no se va a vender este producto si es lo más guapo que he pensado alguna vez, aunque quizá yo mismo no lo compraría?
  2. Ajusta los números en Excel: es tan fácil y es rápido editar una celda y ajustar el resultado. No tiene pérdida, si el margen no es lo esperado, vas a la celda de ingresos y cambias el número, Excel a la velocidad de la luz aumenta el margen y hecho, ya dan los números.

    Lo mejor de Excel es que se pueden ajustar tanto aumentando los ingresos como bajando los gastos, y si lo haces así los beneficios que produce son fabulosos.
  3. No hace falta describir el producto ni hacer la jerarquía de producto: para qué si está todo en tu cabeza, lo sabes todo y conoces cada pieza y cada parte del producto, con qué objetivo ibas a perder tiempo documentando algo que conoces como la palma de tu mano (aunque no lo hayas visto nunca).

    La jerarquía del producto solo te hará perder el tiempo descubriendo más piezas que nos van a distraer del objetivo final, estas piezas suelen aparecer cuando se las necesita y ya iremos resolviendo con la marcha.
  4. El proyecto es a prueba de todo: es tu proyecto, cómo no iba a estar blindado, para qué hacer una lista de riesgos y pensar en cómo gestionarlos. Además somos las personas con más suerte del mundo  con lo cual los riesgos no llegarán. Por supuesto, si aparece alguno no será culpa nuestra y podemos cerrar el proyecto culpando al universo.
  5. Proyecto continuo: sin etapas, cuando quieras empiezas y simplemente te mantienes en el proyecto de forma continua. No hacen falta hitos, etapas ni ir liberando partes del producto del proyecto. El proyecto continuará hasta que se consuma todo el dinero, normalmente ocurre después de la segunda fase de inversión, posterior a un préstamo de banco y cuando tus padres ya no pueden darte más… ahí es el momento de parar.

Confío plenamente en que si sigo alguno de estos principio el fracaso será monumental. Intentar evitarlos a toda costa, empezando por el primero, no engañarme.